La Formación

Nuestra formación se basa en la oración, la escucha de la palabra de Dios, en la vivencia de los sacramentos. Convivimos en comunidad con otros hermanos, nuestra educación nos permite trabajar en la renovación de la Fe de las personas y para que Cristo viva en el corazón de los hombres.

Esta formación debe favorecer la integración del equilibrio humano y afectivo, la formación del criterio, el crecimiento de las virtudes morales, la práctica y el desarrollo, en espíritu de servicio, de las capacidades artísticas, de la expresión verbal, la sinceridad, la lealtad la justicia entre otras.

FORMACIÓN ESPIRITUAL

Busca responder al llamado de Dios a la santidad. Renovados en el amor de Dios vivimos el encuentro permanente con Jesucristo, animados por el Espíritu Santo, a través de la oración, la escucha de la Palabra de Dios y la vida sacramental

FORMACIÓN HUMANA

Busca responder al llamado de Dios a la santidad. Renovados en el amor de Dios vivimos el encuentro permanente con Jesucristo, animados por el Espíritu Santo, a través de la oración, la escucha de la Palabra de Dios y la vida sacramental

FORMACIÓN ACADÉMICA

Con el fin de dar razón de nuestra esperanza en el mundo, y con los conocimientos adquiridos en los estudios y ayudados de la investigación podrás responder a los retos de la Nueva Evangelización Hoy.

FORMACIÓN PASTORAL

En el servicio en la causa del Evangelio y el Reino de Dios, llegarás a ser un pastor según el corazón de Dios, misionero de la Misericordia Divina, y apóstol de Jesucristo.